A pesar del creciente interés y de las múltiples iniciativas para el manejo adecuado del dolor oncológico, éste permanece sin control en cerca del 50% de los pacientes. Las consecuencias del manejo subóptimo del dolor son devastadoras tanto para la funcionalidad como la calidad de vida de los pacientes.

Aquí se presenta una guía para el abordaje interdiciplinar del dolor oncológico.

Ir a la barra de herramientas